La Muerte Súbita ¿Qué Precauciones Tomar?

La primera causa de muerte en lactantes en los países occidentales es la llamada muerte súbita y se produce en niños de entre 0 a 12 meses de vida y esto se  ha convertido en una pesadilla para los padres. Las Estadísticas en Europa dicen, que mueren 5.000 lactantes al año por el síndrome de la muerte súbita. En España mueren una media de 100 bebés al año, es decir, uno de cada 1.000.

como prevenir la muerte subita en los bebés

¿Qué es en realidad la Muerte Súbita?

El síndrome de la muerte súbita se define como la muerte repentina e inesperada de un lactante aparentemente sano y representa el índice mayor de muerte en bebés inferiores al año.

 

Causas de la Muerte Súbita

A pesar de las investigaciones, no se ha encontrado una causa concreta que defina el porqué de estas muertes. Pero en la actualidad se pueden reducir los riesgos, desconociendo las causas que llevan a este tipo de muerte. Es una de las enfermedades más desconocidas hoy día.

Es considerado el síndrome como un proceso provocado por varios factores, incidiendo en un lactante sano, que altera su respiración y conduce a su muerte inesperada mientras duerme.

Lactantes que tienen más riesgo de sufrir una muerte súbita

Hay que prestar atención a tres grupos de lactantes llamados con más riesgo.

Los prematuros que presentan apneas o pausas prolongadas sin respirar y a otros con displasia bronco pulmonar.

Lactantes que presentan una apnea de causa desconocida o signos anormales a la respiración como cambios de coloración, falta de respiración, piel morada o pálida, pérdida de tono muscular, etc…Hermanos posteriores o gemelos de una víctima del síndrome.

 

Cómo reducir los riesgos de la Muerte Súbita

Según algunas investigaciones, es recomendable que los padres tomen ciertas medidas que ayudan a evitar el síndrome, como por ejemplo:

Que los bebés duerman boca arriba. Deben dormir sin almohadas ni cojines, totalmente rectos y boca arriba con la cabeza hacia un lado para que no se ahoguen.

El bebé debe de estar en una atmósfera libre de humos de cigarros. Si la madre fuma durante el embarazo y durante el primer año de vida, el síndrome se incrementa en 4,09 veces. Si ambos padres fuman, el riesgo aumenta en 2,41 más

La cabeza del bebé no debe quedar cubierta por ropa de cama mientras duerme.

Es conveniente que los pies del bebé contacten con el límite de la cuna. De esta manera, el bebé tiene menos posibilidades de desplazarse por debajo de la ropa de cama.

No abrigar demasiado al bebé. Aunque haga frío, el bebé debe llevar ropa que abrigue, pero no cubrirlo en exceso. Los bebés no canalizan el calor como nosotros, y un agobio de ropa haría que aumentara su temperatura y entrecortara su respiración. Se le debe abrigar sin agobiar.

De todas maneras, sabiendo lo que significa este tipo de muertes y los riesgos que podéis prevenir, no os debéis agobiar por ello. Manteniendo estas precauciones y controlando que vuestro bebé respire bien, se pueden evitar muchas muertes.

Aunque si finalmente ocurriera, no os culpéis por ello. Habréis hecho todo lo posible y a veces, muy a nuestro pesar, estas cosas ocurren sin poder hacer nada al respecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *